CIRUGÍA DE PTERIGION

CON

INJERTO

AUTÓLOGO

Cirugía de Pterigion 

Existen multiples técnicas para la extracción de un pterigion. Todas tienen como objetivo la extracción del pterigion a través de cortes del mismo y raspado de la cornea para mantener la mayor transparencia de la misma posible.

Una de las principales complicaciones de la cirugía es el riesgo de la "recidiva". Diferentes estudios demostraron que la extracción de pterigion y colocación de un injerto autólogo (se extrae conjuntiva del mismo ojo para hace un "parche" de la zona afectada por el pterigion") tiene las menores chances de que este vuelva a aparecer. 

Es una cirugía que se realiza con anestesia tópica (como la mayoría de las cirugías oftalmológicas) y la cual no suele producir dolor alguno. 

La reposición del "parche" de conjuntiva puede realizarse con puntos de nylon o a través de un pegamento tisular el cual hace que el postquirúrgico sea mas cómodo (los puntos a veces raspan hasta el momento en que son extraídos).